PRESENTACIÓN DE PROYECTO CONJUNTO ENTRE BOLIVIA Y JAPÓN

Dos países están uniendo sus conocimientos y trabajan para combatir el cambio climático a través del fortalecimiento de la resiliencia y sostenibilidad de los agroecosistemas del altiplano boliviano.

El 18 de noviembre de 2021 se realizó el lanzamiento oficial del proyecto “Fortalecimiento de la resiliencia de agroecosistemas áridos vulnerables al cambio climático, a través de la investigación sobre recursos vegetales y aplicaciones tecnológicas”, un trabajo centrado en el cultivo de quinua, que será liderado por investigadores bolivianos y japoneses que pertenecen a instituciones y universidades reconocidas a nivel internacional.

El proyecto que inició en junio de 2021, tiene una duración de 5 años y busca gestionar de manera integral y sustentable los recursos biológicos y medioambientales en los sistemas de vida y está enmarcado en la “Agenda 2030 para el Desarrollo Sostenible”, aportando al cumplimiento del objetivo 15 y la meta 3 donde se exhorta a los países a luchar contra la desertificación, rehabilitar las tierras y los suelos degradados, situación que describe el estado actual que se vive en el altiplano. Bolivia es signataria de la Convención Marco de lucha contra la Desertificación (CMNULD), por lo que en atención a estos compromisos internacionales ha formulado su propio Plan NDT‐2030

El equipo élite de investigadoras e investigadores que participan de este proyecto, representa a instituciones como: el Centro Internacional de Investigación de Japón para las Ciencias Agrícolas (JIRCAS), la Universidad de Kyoto, la Universidad de Agricultura y Tecnología de Tokio, la Universidad de Agricultura y Veterinaria de Obihiro, la Universidad Mayor de San Andrés (UMSA), la Fundación para la Promoción e Investigación de Productos Andinos (PROINPA), la Agencia de Cooperación Internacional del Japón (JICA), la Agencia Japonesa de Ciencia y Tecnología (JST), la Embajada del Japón en Bolivia, el Ministerio de Medio Ambiente y Agua de Bolivia (MMAyA) y el Ministerio de Planificación del Desarrollo de Bolivia (VIPFE: MPD).

Se pretende, con la colaboración de instituciones japonesas, equipar laboratorios y centros de investigación en Bolivia y formar recursos humanos que promuevan un mayor desarrollo técnico – científico del país. La investigación conjunta generará valioso conocimiento para posteriores aplicaciones en beneficio de los productores y de la conservación de recursos en el altiplano.

Algunas impresiones de los expositores:

“La complementariedad de disciplinas y capacidades (entre los investigadores de  Bolivia y Japón) nos hace pensar que vamos a poder responder a las expectativas de este proyecto” Dr. Yasunari FUJITA (Líder del Proyecto por parte de Japón, JIRCAS)

“Las universidades japonesas que participan en este proyecto, son de gran prestigio, espero que las investigaciones tengan éxito y puedan ayudar a combatir los efectos del cambio climático y ayudar a resolver los problemas de seguridad alimentaria…. Estoy muy feliz y emocionado por iniciar este trabajo conjunto” Kenji Motegui (Primer Secretario, Embajada del Japón en Bolivia)

“Para nosotroslos de la UMSA es un oportunidad para poder llegar directamente a los agricultores a través de un trabajo coordinado con PROINPA, asi tambien el trabajar con investigadores japoneses nos hace pensar que llegaremos a producir investigaciones de calidad internacional” Dra. Giovana Almanza (Líder de proyecto Bolivia, UMSA).

“Es importante poder crear entendimientos mutuos y colaboración entre ambos paises para contribuir a las metas de desarrollo sostenible… Yo realmente creo que esta investigación va ha contribuir a mejorar el cultivo y los ingresos de los bolivianos” Dr. Tsukasa NAGAMINE (Oficial del programa, JST).

“Queremos poner énfasis en la socialización del trabajo de que hace el DIPGIS – UMSA en Bolivia, es necesario mostrar los resultados de la investigación y que esta sirva como base para el desarrollo de nuestro país”.  Dr. Mauro Costantino UMSA

“PROINPA pondrá como base los resultados de investigaciones realizadas desde hace más de 20 años, tenemos una relación cercana con las comunidades y los agricultores y estamos innovando con tecnologías basadas en la diversidad de microoganismos y en la diversidad de especies nativas y cultivadas. Queremos poner todo el conocimiento en la mesa, compartirlo y complementarlo junto con los investigadores japoneses y los colegas bolivianos”.  Rolando Oros (Gerente General de la Fundación PROINPA).